La pequeña recaudación de la SGAE

A ver…
Es que en seguidita se ponen todo alterados cuando se dice que la SGAE va a cobrar cualquier cantidad de dinero…
Pos tampoco es para tanto 88,97 Euros.
No veis que es un dinero que no va a ninguna parte….
(bueno… si… a nuestros bolsillos…..jejejejeje)

Porque con un poquito de aqui… y otro poquito de allá…..

Por cierto….
ya sabeis lo que teneis que hacer para que el gaitero fantasma de la TORRE DE HERCULES atormente eternamente al osito TEDDY

(No es una pregunta…. sé que sabeis es truco)




La Sociedad General de Autores y Editores (SGAE) animó hoy a los organizadores del certamen del coros que se celebrará en A Coruña el próximo 27 de junio con motivo del primer aniversario de la declaración de la Torre de Hércules como Patrimonio de la Humanidad a dialogar para solventar los problemas generados por el cobro del canon al tiempo que recordó que el importe para cubrir los derechos de autor del todo el certamen asciende a 88, 97 euros.

Así lo confirmaron a Europa Press fuentes de la SGAE, quienes denunciaron que los organizadores del evento no habían solicitado la autorización “en tiempo y forma” para llevar a cabo un concierto de corales en el que, según la sociedad de autores, hay material que está bajo su “responsabilidad”. “Debemos actuar como marca la ley”, sentenciaron.

Preguntado por si los organizadores del concierto se habían puesto en contacto con la SGAE, desde la sociedad de autores reconocieron que esta mañana se había producido una comunicación, pero que, “colgaron el teléfono” sin permitir “explicarles nada”. Con anterioridad, precisaron, no se estableció ninguna comunicación sobre este evento.

Pese a todo ello, desde la SGAE consideran que 88, 97 euros no es una cantidad “tan importante” como para motivar la cancelación del evento, y se mostraron seguros de que a través del diálogo se “podría haber evitado todo este conflicto”.

Finalmente, la SGAE “confía” en que en los próximos días se puedan retomar las negociaciones con el objetivo de “llegar a un acuerdo”, aunque siempre teniendo en cuenta “lo que marca la ley”.